Endigitos Media

Uber perdió US$9,141 millones en 2022, pero disparó su facturación

Uber registró unas pérdidas de 9,141 millones de dólares en 2022, frente a 496 millones en 2021, pero vio cómo su facturación se disparaba un 82 %, hasta 31,877 millones de dólares, gracias al repunte de la actividad tras la pandemia de la covid-19.

La empresa estadounidense, que este miércoles dio a conocer sus últimos resultados trimestrales, superó las expectativas de los analistas y sus acciones ganaban casi un 8 % en las operaciones electrónicas previas a la apertura de Wall Street.

“Terminamos 2022 con nuestro trimestre más sólido nunca, con una demanda robusta y márgenes récord”, dijo en un comunicado Dara Khosrowshahi, el consejero delegado de la compañía.

En ese último trimestre del año, datos a los que más atención prestaban los mercados, Uber tuvo un beneficio neto de 595 millones de dólares, un 33 % menos que en el mismo periodo del año anterior, con la mayor parte de esas ganancias vinculadas a inversiones en terceras compañías.

Mientras tanto, la facturación de la empresa con sede en San Francisco (EE.UU.) ascendió a 8,607 millones de dólares, un 49 % más.TE PUEDE INTERESAR

¿Cuánto gana un conductor de Uber en EEUU?

Esa fuerte subida está vinculada sobre todo a un mayor número de desplazamientos, pues la unidad de “movilidad” de Uber ingresó en los tres últimos meses de 2022 un 82 % más en términos interanuales, hasta 4,136 millones de dólares.

Esa facturación superó la de la unidad de entregas (2,931 millones de dólares), que creció con fuerza durante la pandemia y que mantuvo a flote a la empresa cuando los confinamientos dejaron en mínimos los viajes.

Facturación por áreas geográficas

Por áreas geográficas, la facturación de Uber creció en todas las regiones, pero especialmente en Europa, Oriente Medio y África, donde aumentó un 110 %, hasta 2,092 millones de dólares.

Estados Unidos y Canadá siguió siendo la base del negocio de la empresa, con unos ingresos de 4,976 millones (un 38 % más), mientras que en Latinoamérica facturó 547 millones, un 31 % más.

A diferencia de otras tecnológicas, que están ahora ajustando sus plantillas tras crecer mucho durante la pandemia, Uber se vio muy afectada por las restricciones sanitarias y recortó gastos entonces, pero ahora no prevé despidos, pues espera que su negocio se acelere en 2023. 

Facebook
Twitter
LinkedIn

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

15
¿Por quien votaría en las próximas elecciones presidenciales del 2024?
banreservas